Archivos de la categoría historia

Entre incidentes OVNI y el folclore: Historias de misterio en el cerro Pilán

Desde hace mucho tiempo el Cerro Pilán, ubicado entre los caseríos Solumbre y Franco en el distrito de Morropón, en el departamento de Piura – Perú, ha sido fuente inacabable de noticias concernientes al fenómeno OVNI; y aunque muy pocas veces ha sido el centro de atención en los diversos medios de comunicación, es poseedor de muchas historias, leyendas y de un gran poder misterioso que se “siente” en aquella zona.
El enigmático cerro Pilán – Cortesía de imagen: Robert Calderón
Los Ladrillos de oro hallados en el Cerro Pilán
Este es uno de los más importantes hallazgos que tienen que ver con el Cerro Pilán, y puedo ser refrendado por los testigos, algunos de ellos ya muertos, pero algunos otros aún viven cerca a la zona, exactamente en el caserío de Franco, ubicado en el distrito de Morropón.

El testigo protagonista de este caso es Teófilo Montalbán, el cual aproximadamente entre los años 1925 a 1930 se encontraba pastando un rebaño de cabras en las cercanías del Cerro Pilán. Al ingresar a una hoyada pudo percatarse que habían varios ladrillos de oro. A pesar del espectacular descubrimiento, Teófilo sintió miedo ante tal escena, pero luego de tener tal sensación pudo reincorporarse y, con la ayuda de su hijo, empezó a llenar sus alforjas con cuanto oro podía cargar. Una vez que terminaron de llenar los ladrillos en las alforjas, Teófilo y el niño, iniciaron el retorno hacia el caserío de Franco, de donde eran naturales, pero a pesar del tiempo transcurrido y el continuo esfuerzo en encontrar la ruta, la cual conocían como la palma de su mano, no les fue posible encontrar el sendero que los conduzca a la zona de Franco. Si tomaban un camino por el cual seguir, luego de caminar un rato se sentían perdidos, y de repente se encontraban en el mismo lugar del hallazgo; esto causaba desesperación en Teófilo y en su hijo.
Luego de tanto tratar de encontrar una ruta que los condujese al caserío de Franco, esto no era posible; minutos más tarde se toparon con un rebaño de cabras, en aquel momento Teófilo pensó que las cabras  le pertenecían  a otro poblador de Franco y decidió seguirlas. El rebaño caminó un trecho bastante largo, hasta que éstas ingresaron por una abertura en una roca; Teófilo intento cruzar la misma abertura, luego de lograrlo ya había perdido al rebaño.

Más adelante padre e hijo se toparon con una gran cantidad de ganado vacuno, que parecían ser muy grandes y muy bien cuidados. Nuevamente Teófilo comenzó a seguir al ganado, pero no fue posible, pues según los testigos estos animales pasaron por hueco por el que cabia una hormiga y desaparecieron. Mientras tanto el hombre y su hijo ya mostraban síntomas de cansancio y extrema frustración.

Serapio Montalbán, hijo de Teófilo, narra que su padre le contó que en un intento de encontrar el camino que lo conduzca hacia el caserío de Franco, observó una ciudad en el cerro Pilán, el podía expectar que gente caminaba de un lugar a otro, pero no pudo identificar a ninguno; también pudo observar canales llenos de agua que surcaban el cerro Pilán. En un momento de gran desesperación y cansancio Teófilo llegó a la conclusión de que el origen de su problema eran los ladrillos de oro que habían extraído de aquella hoyada; es así que él decide regresar al mismo lugar donde los encontró y arrojar los ladrillos.

Luego de decidir “devolver” aquellos valiosos ladrillos, Serapio, cuenta como la mente de su padre se despejó, y por fin pudo encontrar la ruta correcta al caserío de Franco. Es así como los dos presentes pudieron llegar a su hogar. Serapio sostiene muy convencido que si su padre, un gran conocedor de los accesos y misterios del cerro Pilán, no hubiero “devuelto” los ladrillos de oro, ellos jamás hubieran podido encontrar la ruta de regreso a Franco, y se habrían quedado eternamente encantados en el cerro.

El relato de Teófilo transmitido a Serapio, cuando éste era aún un niño, confirma que en el momento en que los hombres estuvieron perdidos, una parte del rebaño pudo regresar junto a ellos a Franco, pero otra parte jamás regreso. Al día siguiente, a pesar de los enigmáticos hechos suscitados, Teófilo  decidió regresar a buscarlas, pero no las volvió a ver.

Como es costumbre en las zonas del norte del Perú, Teófilo por consejo de un vecino acudió donde un brujo o chamán de la zona, para que rastree a las cabras perdidas. El brujo le aseguró a Teófilo que sus cabras se encontrabvan deambulando cerca al lugar en donde Teófilo arrojó los ladrillos. Nuevamente Teófilo fue a buscar a sus animales, y esta vez efectivamente tal como lo dijo el brujo, las pudo encontrar.
Serapio Montalbán Romero, hijo de Teófilo Montalbán, fue el herededo de todo el conocimiento concerniente a los accesos y misterios presentes en el cerro Pilán; y fue él, en vida, la persona que más conocía acerca de estos enigmas en aquella zona. Serapio era muy conocido por ser un hombre misterioso y por ser un constante visitante al cerro Pilán; según dicen varios testigos casi a diario se le veía hablándole al cerro.
En otra ocasión, mucho tiempo después de ocurrido el primer incidente (ladrillos de oro) narrado por Serapio, otro hecho le ocurriría que según se cree le terminó por moldear esa personalidad misteriosa muy característica de él.
El perro encantado
Serapio tenía un perro llamado “Bala” el cual desde muy cachorro lo había ayudado en las tareas de cuidar al ganado mientras pastaban en las inmediaciones. La rutina de Serapio era soltar desde muy temprano en la mañana al ganado junto al perro para que se alimenten, y al mediodía él acudía al cerro Pilán, en donde se encontraba el ganado, para cuidarlo más de cerca. Pero cierto día, Serapio sufría de fuertes dolores estomacales, por lo que no pudo asistir al mediodía, y espero que sean las cinco de la tarde, hora en que su ganado regresaba. Efectivamente ya en la tarde el ganado regresó pero esta vez sin el perro “Bala”, lo que causó una gran preocupación a Serapio.
Al día siguiente y muy temprano, Serapio se dirigió al cerro a buscar a su mascota. Estando en el cerro, pudo escuchar el ladrido de su amigo canino, y de repente el perro salió al encuentro de su amo. Luego del feliz reencuentro Serapio procede a regresar a su hogar junto a su perro, pero a pesar de que Serapio intentaba cargar al can y jalarlo hacia la dirección de regreso, el perro luchaba por soltarse de sus brazos, y luego de lograrlo se perdía por un hoyo de aquel misterioso cerro.
Serapio cuenta que durante quince días intentó regresar a casa con su perro, pero esto no era posible, pues una fuerza opuesta parecía arrebartárselo cada vez que el perro venía a su encuentro.
Esto  es lo que él manifestó:
“Durante quince días luche para rescatar al perro de las entrañas del cerro. Cada vez que yo acudía al cerro Pilán, el perro salía a mi encuentro, pero en el momento de traerlo a Franco, el animal luchaba hasta que terminaba por fugarse”
Luego de varios días de intentar recuperar al can, Serapio se dio por vencido y nunca más lo volvió a ver.
En la actualidad más de una persona relata escuchar los lastimero aullidos del perro encantado, provenientes de las profundidades del enigmático cerro Pilán.

En el cerro Pilán existen muchos túneles y cuevas, sin embargo, éstas se encuentran en lugares inaccesibles. Existió un protagonista más, llamado José del Carmen Carrasco Peña, el cual habría sido testigo de una construcción que al parecer desapareció días después.
Extrañas edificaciones que desaparecen 
Según ha narrado José del Carmen Carrasco, en una oportunidad pudo observar una pared de piedra de aproximadamente 15 metros cuadrados, la cual se encontraba en la parte lateral izquiera de la cumbre del cerro Pilán. Dicha pared contenía incripciones jeroglíficas, y además cerca de de ésta había un túnel de dos metros cuadrados de diámetro que conducía al interior del cerro (cabe recalcar que dicho túnel se encontraba en dirección a Solumbre).

A pesar de que muchos otros visitantes al cerro Pilán han dado fe de la existencia de las construcciones vistas por José, mucho tiempo después José regresó a la zona, esta vez acompañado de varios amigos, para mostrarles el sitio que él pudo ver anteriormente. Luego de buscar por mucho tiempo José y sus amigos no pudieron hallar dicha edificación.

 Opinión del editor:
Hasta el día de hoy las historias que se cuentan acerca del cerro Pilán continúan inundadas de enigma y misterio; historias como “Los ladrillos de oro” o el “Perro encantado” solo son algunas de las conocidas historias que pasan de boca en boca entre los pobladores de la zona; pero sin duda existen diversos relatos, muchos de ellos capaces de hacerte cruzar la línea del escepticismo. El cerro Pilán es también conocido por los continuos avistamientos de luces en el cielo que atraviesan el cielo para dirigirse hacia su cúspide. Historias como las narradas en este artículo siguen dándose hoy en día, y no solo en Pilan, sino en innumerables zonas de nuestro país, y también en el mundo entero, lo que me hace pensar en una posible conexión entre ellas, y en una posible presencia que se sale del ámbito espiritual o folclórico para llegar a ser, posiblemente, extraterrestre o de otra dimensión.

La doctrina de la Cienciología y sus conexiones con un remoto pasado extraterrestre en nuestro planeta

La Cienciología ha pretendido por años convertirse en una religión, lo ha logrado en algunos países pero en otros es aún considerada una secta. Conformada por diversas “personalidades” del mundo del espectáculo, política, científico, etc., que refuerza más el evidente interés económico que encierra este sistema alternativo de creencias; creencias extremadamente absurdas a los oídos de casi todos, pero que traen consigo relatos de supuesta conexiones extraterrestres en un pasado muy remoto, y una explicación alternativa al origen del hombre; que es lo que nos interesa…

 

La Cienciología es un sistema de creencias y enseñanzas, propuesto como una filosofía laica en el año 1952 por el norteamericano L. Ron Hubbard, para ser posteriormente convertida en una “filosofía religiosa aplicada” en el año 1953.

 

Ron Hubbard

 

También es conocida como una organización pseudoespiritual con un claro objetivo económico, la cual que ofrece cursos de mejoramiento personal y autoayuda a precios muy altos. La cienciología postula que sólo los upstat (personas exitosas) pueden recibir los cursos que ellos imparten, por lo que podemos deducir que solo los que pueden pagar los cursos tienen acceso a ellos. A las demás personas, llamadas down stat(personas no exitosas), se les da la opción de ser parte del personal de la organización, donde se les podrían impartir los cursos de manera gratuita a cambio de trabajo y la firma de un contrato, indicando que si desean renunciar a ese empleo, tendrán como sanción pagar el valor de los cursos que siguieron de manera gratuita.

La “Iglesia” de la Cienciología ha tenido diversos problemas legales en varios países del mundo, debido a lo controvertidos de sus anuncios y hasta por denuncias de supuestos abusos y delitos. El reconocimiento de la cienciología como religión varía según los países en donde existe. Países como Estados Unidos, Sudáfrica, Venezuela, Suecia y Australia le han otorgado este reconocimiento; sin embargo muchos otros países, como por ejemplo Francia,  han optado por considerarla una secta.

 

La Cienciología y su relación con razas extraterrestres

Las doctrinas de la cienciología fueron establecidas por Hubbard durante cerca  desde el año 1952 hasta su muerte en enero de1986 (33 años). Así mismo éstas fueron difundidas enconferencias, libros, ensayos y políticas. Entre los principios básicos de la cienciología se encuentran principios enteramente esotéricos de niveles superiores (o «Tecnologías Avanzadas») del sistema de creencias cienciológico.

 

Según la doctrina de la cienciología, un emperador extraterrestre llamado Xenu, dictador de la Confederación Galáctica, hace 75 millones de años habría dado inicio a la historia de la especie humana.

 

Xenu, dictador de la Confederación Galáctica

 

Texto extraído de la doctrina de la Cienciología:

“Un día Xenu se encontró ante un grave problema: los 76 planetas que él controlaba estaban superpoblados. Para solucionarlo, Xenu y un grupo de traidores asumieron la dirección y el control completo de esos planetas para derrotar a los Funcionarios Leales. Con la ayuda de un equipo de psiquiatras, citó a los 13,5 trillones de personas que sobraban en los planetas con la excusa de una inspección de hacienda, pero en lugar de eso recibieron inyecciones de una mezcla de alcohol y glicol paralizante y fueron transportados a través del espacio interestelar en aviones espaciales, muy parecidos a los Douglas DC-8, al planeta Tierra.

Allí, la gente fue paralizada y amontonada alrededor de las bases de los volcanes en grupos de centenares de millones. Entonces, los esbirros de Xenu colocaron bombas atómicas alrededor de los volcanes y las detonaron todas al mismo tiempo. Mientras los centenares de millones de almas volaban arrastradas por los vientos nucleares, Xenu decidió engañar a esas almas para que no volvieran nuevamente a sus planetas de origen, para lo cual colocó trampas de rayos electrónicos especiales, viscosos como el papel matamoscas, que quedaron atrapadas allí. Una vez capturadas todas las almas o espíritus fueron llevadas a una enorme instalación de lavado de cerebro, donde fueron implantados con cosmovisiones falsas en unas especies de cinematógrafos. Cuando finalizó este proceso de reeducación de estas almas que en cienciología se llama “implante” todos estos espíritus fueron soltados. Esparcidos como almas radioactivas, en estado de total confusión, estos trillones de almas alienígenas ( llamados Tetanes temporales según la Cientología) solo anhelan regresar a cuerpos humanos, por lo que han estado por millones de años impregnándose en los humanos de la tierra sin excepción.

 

De acuerdo a la “enseñanza del Maestro” esos espíritus son la raíz de todos los problemas psíquicos y somáticos del hombre moderno, desde crímenes y causas de los conflictos bélicos hasta los problemas interpersonales En cuanto a Xenu, los Funcionarios Leales finalmente lo derrocaron y lo encerraron en una montaña donde quedó atrapado por un campo de fuerza alimentado por la energía de una pila eterna en la que Xenu aún vive hoy en día”.

 

Los cienciólogos conocen al acontecimiento realizado por Xenu como “El Incidente II”. Este supuesto incidente habría dejado impregnadas en nuestras memorias inmensos traumas y recuerdos.

 

La historia de Xenu es una pequeña parte de la gran gama de creencias de la cienciología sobre civilizaciones extraterrestres y sus intervenciones en acontecimientos terrenales. La intervención de Xenu, según la Cienciología habría sido clave para nuestra existencia, pues Xenu habría sido un emperador alienígena que dio inicio a una serie de eventos fantásticos que concluirían por explicar cómo los seres humanos son racimos de almas extraterrestres apiñadas dentro de cuerpos ajenos. Cada una de estas almas es llamada body thetans.

 

Cienciología: ¿interés económico desmedido? ¿involucrada en conspiraciones mundiales? ¿el poder que domina el mundo? ¿origen extraterrestre?

 

La misteriosa “Puerta de los Dioses” en Hayu Marca, Perú

Una antigua profecía narra que una misteriosa puerta, ubicada cerca del lago Titicaca, en Perú, se abrirá algún día y permitirá el ingreso de los dioses, los cuales volverían en sus naves solares luego de mucho tiempo. A pesar de ser una profecía antigua, esta estructura muy similar a una puerta existe, y se encuentra exactamente ubicada en la región montañosa de Hayu Marca, a 35 Km. de la ciudad de Puno-Perú.

Desde tiempos inmemoriales la zona de Hayu Marca ha sido muy reverenciada por los indios locales, y llegando a considerarla como “la Ciudad de los Dioses“. Debido a lo agreste de la zona muy pocas exploraciones se han realizado, y sin encontrar alguna ciudad que dé validez a la denominación de “Ciudad de los Dioses”. Pero a pesar de los pocos hallazgos las formaciones rocosas de la región se asemejan a edificios, dinosaurios y a estructuras artificiales.

Esta “Puerta” fue descubierta de causalidad por el guía turístico local José Luis Delgado Mamani, quien la encontró mientras realizaba una excursión a través de las colinas circundantes de la zona.

Lo curioso del descubrimiento es que, según testimonio de Delgado Mamani, él ya venía soñando con esta estructura desde mucho tiempo atrás, y veía lo que parecía ser una puerta revestida con mármol rosado y con diversas estatuas también del mismo mármol a cada lado del sendero. También cuenta que en sus continuos sueños pudo ver que una puerta más pequeña dentro de la puerta grande estaba abierta y que una luz azul brillante era emitida hacia afuera creando una especie de túnel reluciente.

Las supuestas visiones de Delgado Mamani guardan mucha relación con la realidad puesto que la estructura tiene una especie de puerta más pequeña en su interior y trabajada en la misma roca. También estas visiones guardan estrecha relación con las leyendas de los indios nativos de la zona que narran que esta “puerta” era una “entrada a las tierras de los Dioses”, y en esas leyendas se decía que en tiempos remotos grandes héroes habían cruzado la puerta para unirse a los Dioses y tener una nueva vida gloriosa y de inmortalidad.

Otra Leyenda cuenta que durante el tiempo de la conquista española, un sacerdote inca del templo de los siete rayos llamado Aramu Muru huyó de su templo con un disco sagrado de oro conocido como “la llave de los dioses de los siete rayos”, y se ocultó en las montañas de Hayu Marca para evitar que le quitasen el disco de oro. Más tarde el sacerdote llegó a la puerta, donde les mostró la llave a varios sacerdotes chamanes de la zona, que luego de realizar un ritual lograron abrir la puerta, emanando de ella una luz azul, entonces el sacerdote Aramu Muru entregó el disco de oro a uno de los chamanes y procedió a pasar por la puerta, y nunca más se le volvió a ver.

Luego de algunos estudios a esta estructura, los arqueólogos han observado una pequeña depresión circular en el lado derecho de la entrada, donde creen que es posible que se pueda colocar un disco pequeño.

Testimonios actuales Algunas de las personas que visitan el lugar y han colocado sus manos en la puerta pequeña han comentado que sienten una gran energía fluir a través  de sus cuerpos, además han logrado tener visiones extrañas como estrellas, columnas de fuego y sonidos de una música que describen como “rítmica, insólita y extraordinaria”.

Esta construcción se asemeja a la Puerta del Sol de Tiwanaku (Tiahuanaco) y a otros cinco sitios arqueológicos, y aquí es donde ocurre otro suceso extraño, si unimos con líneas imaginarias y rectas los puntos de “la Puerta de los Dioses”, la puerta de Tiwanaku y los otros cinco sitios arqueológicos antes nombrados, se origina una forma de cruz, en donde sus líneas se cruzan exactamente en el punto en donde se encuentran la meseta y el lago Titicaca. Además la actividad OVNI de la zona es muy alta en todos estos puntos y en especial en las cercanías al Lago Titicaca, donde hasta se dice que podría existir una base alienígena oculta. Justamente en este lago se han podido observar como esferas azules emergen o se sumergen de las aguas.

Hace poco se encontró restos de una antigua ciudad sumergida a varios metros en el lago Titicaca, que se presume que tiene muchos años de antigüedad, inclusive más antigua que todas las demás culturas conocidas hoy en el Perú.

Opinión del autor Siendo el Perú un territorio de frecuente actividad OVNI y Paranormal no sería tan absurda la posibilidad de que estas construcciones en la zona de Hayu Marca estén relacionadas con el fenómeno OVNI; hay que sumarle a esto los continuos avistamientos de objetos extraños en la región. Las teorías de los dioses y astronautas antiguos, existen en casi la mayoría de culturas antiguas del mundo; investigando un poco este tema se puede llegar a encontrar muchas relaciones de estos con posibles seres alienígenas o “seres venidos de las estrellas”, como narran muchas historias y leyendas de nuestros antepasados. La pregunta es: ¿volverán algún día?.

Historia: Piloto de Fuerza Aerea del Perú se enfrentó a un OVNI en Arequipa

Las últimas décadas en nuestro país y en diversas ciudades del mundo se ha vivido una verdadera e inédita epidemia OVNI; muchos avistamientos han podido ser captados por diversos investigadores experimentados y/o nóveles, y también por personas comunes y corrientes que permanecían escépticas o ignorantes de todos estos fenómenos.

Justamente a inicios de la década del ’80, ocurrió un hecho sin precedentes en nuestro país; un piloto de la FAP (Fuerza Aérea Peruana) se enfrentó contra un OVNI en una gresca en la el piloto afirma haber disparado 64 descargas contra el OVNI y sin causarle daño alguno.

El origen del incidente Durante la mañana del 11 de abril de 1980, en la Base de la Joya, en Arequipa – Perú, se detecta un extraño objeto similar a un globo, sobrevolando y al parecer espiando la Base Militar; por lo que se le da la orden al Piloto FAP Óscar Santa María de destruirlo. Una vez el piloto estuvo cerca del mismo pudo ver lo que parecía ser un platillo con una cúpula encima, de un material totalmente plateado y brillante;  luego de un momento y de reponerse del asombro atacó al objeto con ráfagas de obuses altamente destructivas, y sucedió algo que nadie se esperaba: aunque los proyectiles impactaban en el blanco no se producía en éste explosión ni daño alguno y más bien el objeto se elevaba a grandes velocidades, quizás con el objetivo de esquivar futuros disparos.

Sin explicación Esto es parte del testimonio de Óscar Santa María: “El objeto se alejaba rápidamente y se elevaba al mismo tiempo. Luego se detuvo abruptamente y tuve que hacer giros para no chocar contra el”.

En base a las palabras del piloto, podemos trazar en gráficos o animaciones el comportamiento del OVNI, y dicho comportamiento nos dice que la nave desconocida se elevó al cielo a velocidades supersónicas luego de estar en un punto muerto, y es muy conocido que ninguna nave terrestre puede realizar estas maniobras, y muy aparte de esto muchos de estos movimientos violarían algunas de nuestras leyes de física. Además, el realizar giros o cambios repentinos de velocidad, y hablamos de velocidades altísimas, causarían la muerte del piloto, debido a las fuerzas G involucradas.

Cabe destacar que el avión participante de dicho incidente fue un Sukhoi 22, el cual solo puede alcanzar una altura de 18 mil 300 metros, pero el piloto llegó hasta los 19 mil metros en su afán de no perder de vista al objeto no identificado, sin embargo como se esperaba el avión perdió potencia y tuvo que regresar a la base, luego de haber sido sobrepasado en muchas maniobras y tácticas de combate aéreo; lo cual evidencia que el objeto poseía una tecnología muy superior y un conocimiento elevado de maniobras y tácticas aéreas de evasión.

La Descripción del OVNI Santa María en sus testimonios describió de esta manera al OVNI: “Tenía una especie de cúpula pavonada con una base ancha de metal que hacía que todo brille”. “No tenía alas, ventanas, antenas, era una superficie muy lisa arriba y abajo”. También se tiene conocimiento que el objeto no emitía sonido o desecho alguno al propulsarse a altas velocidades.

Este objeto tampoco apareció en los radares, los militares que se encontraban en la base militar aquel día, dan fe de los hechos. Para ellos, no solo resultó asombroso ver la nave en forma de esfera siendo perseguida por el Sukhoi 22, sino percatarse de que el radar no era capaz de detectarlo.

Este hecho inusual también causó repercusiones en los Estados Unidos de Norteamérica, donde la cadena de TV History Channel difundió un documental referido al caso y además presentó un documento del Ministerio de Defensa de dicho país, titulado “OVNI avistado en Perú”, donde se detalla el encuentro de Santa María con dicho OVNI y el intento del mismo de destruirlo sin lograr resultados positivos. Lo curioso y además resaltante de este caso fue que dicha información fue difundida inmediatamente a la Agencia Central de Inteligencia (CIA), Secretaría del Estado y a la Agencia de Seguridad Nacional.

Aunque la investigaciones continuaron, y a pesar de que el caso fue uno de los más comentados y estudiados, hasta el día de hoy no se ha logrado conocer el origen y ni las intenciones del objeto volador indestructible presente aquel día.

Opinión del autor:

Casos como el ocurrido en Perú donde un piloto ataca a un OVNI ya han ocurrido en otras partes del mundo,  como en Irak por ejemplo, donde se dice que el OVNI fue derribado. Años de búsqueda e investigación no han podido dar con el origen de este caso en Perú, aunque la investigación debería continuar hasta hallar la verdad, por el momento solo podemos pensar en diversas teorías, las que van desde una nave extraterrestre hasta una nave prototipo de alguna nación interesada en el espionaje; pero a la vez es difícil imaginar que una nave terrestre pueda soportar tal ataque y realizar dichas maniobras, lo que nos conduce de nuevo a posible seres extraterrestres visitando la tierra en naves con tecnología desconocida para nosotros o también de naves extraterrestres no tripuladas realizando inspecciones. Cualquiera sea la razón, es preocupante, y se deberían tomar ciertas medidas o realizar más investigaciones sobre este caso o para futuros casos como éste.