Archivo de la etiqueta: Guillermo Sanguinetti

Corazón para Ganar

Alianza lo ganó en el gol de Koichi Aparicio. Claro, no busco desmerecer los goles de Guevgeozián y Mauricio Montes ni la atajada de Manuel Heredia en la definición por penales, pero ese ese golazo del defensor grone fue el golpe necesario en la espalda para decir “Avanza Alianza”.

10314746_883701221643666_2634458980284107216_n

Y es que el arco se había cerrado, San Martín había renunciado al ataque y los de Uribe solo esperaban el pitazo final de Víctor Hugo Carrillo para celebrar el título del Torneo del Inca. Pero cuando la presión de Alianza era constante y Gallese era la gran figura de la noche, el disparo de Koichi Aparicio le dio vida a un equipo que más que nunca, como reza la canción tribunera, le puso “Corazón para Ganar”.

Que los demás digan lo que quieran, que los que lo vieron por televisión escondan su fracaso burlándose del rival. Alianza Lima fue el mejor en este primer torneo de la temporada y eso quedará marcado en la historia. Celebra el más grande, celebra el campeón sin perder de vista el verdadero objetivo: El título nacional.

Así formó Alianza

mi alineacion

 

El planteamiento inicial:

Guillermo Sanguinetti, conociendo la capacidad de juego de la San Martín, optó por tres hombres en la primera línea de volantes para tapar los ingresos de Montaño y Marinelli. No era la primera vez que Míguez, Atoche y Albarracín iniciaban las acciones (ocurrió en la victoria en Chiclayo) pero lucieron algo imprecisos en el primer tiempo. San Martín, sin ser muy superior, se fue 2-0 al descanso pero el hombre de más obligó a hacer cambios en la oncena para la segunda parte.

El planteamiento final: 

Sanguinetti tenía que arriesgar. Sacó al amonestado Atoche y a un poco participativo Kahn por Julio Landauri y Mauricio Montes. Ganó fútbol, ganó más presión en área rival y más adelante, con Junior Ponce, le metió un poco más de frescura al ataque. Alianza no será vistoso pero genera, cumple, preocupa al rival. Dos tiros al palo y la figura de Gallese impidieron el gol.

La figura:

Mauro Guevgeozián: Me animo a decir que es la mejor contratación extranjera de Alianza Lima en los últimos años. Empuje y mucho coraje por parte del uruguayo en beneficio del equipo. Algo que habla de su real compromiso con el equipo es que para el gol de Montes, el “Armenio” ganó una pelota cuando las piernas no le daban más. Fue “El hombre de la película”.

10339721_883701118310343_2091860598386122079_n

El casi figura: 

Koichi Aparicio: Gran momento del defensor central, de una notoria evolución en el primer equipo al punto de ser un indiscutible. En el triunfo ante Inti Gas ya había avisado con un remate a larga distancia que desvió Villasanti pero ayer se salió de cuadro y anotó un golazo. Nadie lo tenía, nadie se dio cuenta de él, nadie advirtió, ni el más intenso hincha blanquiazul, que Koichi sacaría un disparo con el alma, la misma fuerza con la que cantó hace un par de años en la tribuna junto a su hermano Alejandro.

La yapa:

Manuel Heredia: Tenía la misión de reemplazar a George Forsyth, uno de los puntales de este Alianza campeón y el “Loco” no decepcionó. Cuando iba 2-0 en el marcador, sacó casi milagrosamente una pelota con destino de gol por parte de Jhonnier Montaño y en la definición por penales, le atajó el tercero a Carlos Fernández.

Calma y cautela:

Si bien es cierto todo titulo se festeja, esta victoria no nos debe desenfocar del real objetivo que es el título nacional. Alianza debe mejorar algunas cosas de cara al Torneo Apertura pero el paso más importante ya lo dio, el de ser protagonista. Tras dos años tan tensos como el 2012 y 2013, este logro le da vida a un equipo que quiere celebrar un titulo nacional después de siete años de tensa espera. Alianza recobró su alegría le duela a quien le duela.

Perdón Mauro

Sirva este artículo no solo para destacar la victoria de Alianza Lima sobre Sporting Cristal el último sábado en el Estadio Nacional, sino para expresar una especie de disculpa al uruguayo Mauro Guevgeozián.

10277823_870878676259254_6491110727601775673_n
Foto: Facebook Alianza Lima

Un delantero vive del gol dicen algunos entendidos en la materia y la verdad es que sí. Quizás, me excedí un poco en mis apreciaciones, en inyectarle toda la presión al jugador durante algunos partidos en total creencia que anotar un gol es una cosa tan fácil como respirar todos los días.

Guevgeozián peleó en el partido y se agotó, hubo un momento en que tanto trabajo lo cansó y desgastó físicamente pero en ningún momento se le pasó por la cabeza abandonar el barco cuando muchos creíamos que Guillermo Sanguinetti había ya cerrado una apuesta por irse del Nacional con un empate. Pero no fue asi porque el “Armenio” se  elevó por los cielos y con un certero golpe de cabeza le dio el triunfo a Alianza, una victoria que merece ser celebrada por la importancia del rival, por el momento del partido y para callar a algunos improvisados que siguen viviendo en la época del que tiene que ganar el equipo que practica un juego bonito.

Alianza fue efectivo y Mauro Guevgeozián prolonga su romance con la red, con el gol, con el hincha y este servidor le ofrece disculpas públicas.

Ahora si, Alianza Lima se paró así el sábado pasado:

mi alineacion

Dos tiempos:

En el primer tiempo, Sporting Cristal mereció irse con un marcador incluso holgado a los vestuarios. Para suerte nuestra, Junior Ross no estuvo fino en la definición, el travesaño impidió lo que hubiera sido un golazo de Irven Ávila y George Forsyth otra vez dio rienda suelta a la seguridad en el arco. En ataque fue nulo, con un Cedrón a quien le pesa la camiseta en lo que va del torneo, y Kahn estuvo regular, no tan participativo como en anteriores partidos.

En la segunda parte hubo otro chip. Alianza propuso un poco más y cerro ciertos espacios al equipo cervecero. Si, Sanguinetti cerró el partido con un empate pero ni él mismo pensó que Guevgeozián iba a marcar a pocos minutos de cerrar el partido. Quizás el resultado merecía ser otro, pero sigo manifestando que en el fútbol actual, el merecimiento ya murió y el partido lo gana el que anota más goles.

[youtube http://www.youtube.com/watch?v=1QX6-FZ8EkI]

Carrillo: 

“El mejor árbitro es aquel que pasa desapercibido en el partido”, es una frase que escucho casi siempre. Para mi Carrillo quiso ser protagonista del partido y lo fue en algunos pasajes como esperar recién al segundo tiempo para pedir que Daniel Ahmed use un chaleco que lo diferencia con la vestimenta de Alianza (¿?).

No pongo dudas en la roja a Pablo Míguez pero Luis Advíncula también mereció ver la roja por una mano deliberada siendo él último hombre. Pudo ser más drástico en una discusión entre Roberto Guizasola y Yoshimar Yotún, lo que pudo traer como consecuencia la roja al lateral celeste. En fin, en este tipo de partidos siempre hay ventana abierta a la polémica.

Más de lo mismo:

Alianza no ofrece un juego vistoso pero gana. Con ese panorama ¿qué es importante? Considero que en el fútbol de hoy en día, es importante ganar sin importar tener o no la pelota, ser sometido gran parte del partido, etc. Sporting Cristal fue un rival duro, complicó mucho, desnudó ciertas falencias defensivas de Alianza, pero fueron los blanquiazules quienes marcaron el gol y con todo derecho celebraron el triunfo. Allá algunos mezquinos que siguen creyendo que el que gana lo debe hacer regalando huachas o rabonas o que opinan con cierto resentimiento hacia el club. Hoy Alianza es puntero del Torneo del Inca les guste o no a cierto sector de “improvisados” que cogen el micrófono los domingos a las 10:30 de la noche en señal abierta.

Abrazo de gol

Daniel Brown Mansilla

¿Al estilo uruguayo?

El partido con Juan Aurich en Chiclayo asomaba como una misión difícil para Alianza Lima, más aún si tenemos en cuenta que en el juego anterior, ante León de Huánuco, volvió a mostrar muchas dudas respecto al accionar, algo de lo que se habló en toda la semana y el tan famoso “estilo” que muchos dicen se ha perdido.

Pero hoy no se habla de eso. Hoy hablamos de un Alianza contudente y efectivo. Ayer se ganó un juego complicado en la previa y al estilo que Guillermo Sanguinetti pretendía: Mucha marca en defensa y volante como primer ingrediente y luego velocidad en las contras y llegada al arco para matar al rival. Si, el de ayer debe haber sido el mejor partido en lo que va del año del equipo blanquiazul y ha tomado el primer lugar de su grupo en el Torneo del Inca.

Alianza formó así:

mi alineacion

Fiel a una propuesta:

En la semana, Roberto Mosquera mandó un recadito a Guillermo Sanguinetti, a quien responsabilizó por decirlo así de la ausencia del estilo clásico de Alianza Lima. El uruguayo no hizo caso a lo dicho por su colega y respetó su idea de juego, logrando el resultado esperado y de manera superior. Sanguinetti le ganó el duelo a Mosquera.

Forsyth:

El “Blanco” estuvo fino en sus intervenciones. Un tiro libre peligroso a Germán Pacheco y un disparo sacado a una sola mano a Roberto Merino fueron las mejores atajadas del arquero blanquiazul, en  cuyas manos también reposo el éxito conseguido en Chiclayo. Apenas seis goles ha recibido en nueve fecha disputadas del Torneo del Inca.

10176140_856712667675855_9084718138169504645_n

El aporte de Guevgeozián:

Hizo falta en el partido pasado ante León de Huánuco y ayer simplemente fue efectivo y voraz delante del arco. Guevgeozián, con dos golpes de cabeza, aseguró el triunfo blanquiazul y sigue marcando la diferencia en el ataque del equipo. Eso si, la dirigencia debería trabajar en la renovación del préstamo con Fénix de Uruguay pues el vínculo termina el próximo 30 de junio.

Es difícil elegir un solo jugador:

En verdad, escoger un solo nombre como figura sería ser injusto con el resto del equipo. Ayer, cada jugador cumplió con su rol en el terreno de juego. La defensa en lo suyo, otorgando garantía en la zona y borrando del juego a jugadores peligrosos como Rengifo, Pacheco y Roberto Ovelar. En el mediosector, sorprendió la titularidad de Josimar Atoche y el volante no desentonó. Jugó los 90 minutos y frenó a jugadores hábiles como Junior Viza y Juan Carlos Mariño.

Israel Kahn es otro de los jugadores que la descoció y mejor aún, se sumó al ataque para acompañar a Aguirre y así sellar el partido con un gol que terminó por desacomodar los planes del Aurich por lo que era el transitorio empate en el marcador. Habló en la cancha, le dio frescura a la volante y fue figura.

En racha:

Nueve partidos del Torneo del Inca. Cuatro victorias y cinco empates que suman 17 puntos en la tabla de posiciones. Pero a eso hay que agregar que son 17 los partidos que Alianza lleva sin perder contando los juegos de la Liguilla del Descentralizado 2013.  ¿Qué hacer? Lo que pido es que Alianza muestre ese rendimiento alcanzado de visita jugando en el “Alejandro Villanueva”. De local debemos ratificar el buen trabajo hecho ante Juan Aurich y ante San Simón tenemos una oportunidad importante para volver a ser contundentes.

 

¿Perdimos dos o ganamos un punto?

En la previa uno podría pensar que Alianza Lima perdería el invicto en Ayacucho, un territorio complicado para el equipo victoriano desde que Inti Gas juega en la máxima categoría desde 2009. Pero no fue así porque el equipo de Guillermo Sanguinetti resistió y trajo un empate importante aunque quedó el sabor de que pudo haberse llevado tranquilamente los tres puntos.

Así se paró Alianza:

mi alineacion

 

La defensa:

Es la zona donde Sanguinetti no ha variado mucho los nombres y hace rato la defensa blanquiazul viene ofreciendo cierta garantía, aquella que hizo falta en algunos pasajes del 2013. Resultaría difícil pensar en un partido si uno de ellos falta, más aún Trujillo quien se ha convertido en un arma importante no solo por izquierda, sino por lo bien que patea los tiros libres. Ibáñez en lo suyo, Aparicio muestra una evolución importante y Guizasola depende de si mismo para recuperar un nivel importante de juego.

Guevgeozián:

Segunda expulsión del uruguayo en el torneo y no por una jugada fuerte sino por sus impulsos. Ya dijo Sanguinetti que eso le preocupa y debería conversar con su jugador para que trate de evitar esos arranques que lo único que hace es perjudicar al equipo, sabiendo que se trata de un delantero que tiene presencia importante en el área rival y gol, sobretodo gol.

1908268_848355458511576_1701667128_n

Aprovechar las ocasiones:

“Aguirre comió como nunca pero definió como siempre” leí en las redes sociales. Wilmer tuvo el triunfo en sus pies pero una horrenda definición evitó que Alianza traiga los tres puntos de Ayacucho. También debe haber una llamada de atención para Junior Ponce y darle a entender que las jugadas de lujo son una irresponsabilidad cuando las papas queman en un partido intenso. Lo mismo para Gabriel Costa quien hasta ahora no marca la diferencia en el club de La Victoria.

Invictos:

Siete fechas y a cuatro puntos de Juan Aurich. El equipo grone no ha perdido hasta ahora ningún juego y no lo hace desde hace 15 partidos. A Sanguinetti le dirán conservador o que “juega a la uruguaya” pero los resultados salta a la vista. Este fin de semana jugamos ante León de Huánuco en el estadio “Alejandro Villanueva” pero creo que el examen verdadero será en la jornada siguiente ante el “Ciclón” en el estadio Elías Aguirre.

10003444_848354815178307_1350538365_n

Fueron tres puntos engañosos

Se volvió a sumar de a tres en el Torneo del Inca pero nuevamente se volvió a quedar una imagen opaca del desenvolvimiento del equipo. Alianza (por ahora) viene sacando los resultados pero el trámite del partidos es distinto. ¿Será el partido ante Sporting Cristal la verdadera prueba de fuego para Guillermo Sanguinetti?

Ante Real Garcilaso, Alianza Lima salió con el siguiente once:

mi alineacion

 

Vimos un Alianza fiel al pelotazo, sin ideas claras para llegar y vulnerar a un equipo que jugó con varios suplentes debido a su participación en la Copa Libertadores de América. Si no se pudo ganar con contundencia ante San Simón y el cuadro cusqueño ¿qué será del partido ante un Sporting Cristal en gran nivel?

Nuevamente la pelota parada salvó a Alianza de un resultado que no sea el triunfo. Luis Trujillo apeló a su buen remate de zurda y con la complicidad del arquero Pretel, le dio la victoria al equipo casi en los últimos minutos del partido. Trujillo fue el más destacado el último sábado pues antes del gol tuvo dos opciones claras de anotar, claro, apelando al remate de larga distancia.

¿Qué ocurre? No existe un nexo que sepa pasar la pelota en el medio campo. En teoría, esa debería ser la función de Gabriel Costa, pero el uruguayo, por momentos, aparece como un segundo delantero y se olvida de la función de creación que debe cumplir. En cristiano, creemos que hace falta un jugador como Henry Quinteros (en su mejor época claro está).

1780737_835697146444074_759090917_n

Aguirre y Landauri son los volantes por bandas. No lo hacen mal pero hace falta ser más profundos a la hora de escalar al área rival y sobre todo esperar el momento idóneo para soltar el pase al corazón del área.

Otro problema de cara al partido ante los “cerveceros”. No jugará Mauro Guevgeozián por suspensión y su lugar será tomado por Juan Diego González Vigil. Debería ser Mauricio Montes pero su caso, al igual que el de Víctor Cedrón, aún no encuentra una solución por lo que el “Lobo” será el “9” este fin de semana en el Estadio Nacional.

Sanguinetti dice que está satisfecho con lo que viene haciendo Alianza hasta el momento y creo que está equivocado. En la tribuna de Matute, el descontento fue general con el rendimiento del plantel. Hay cosas que reconocer que son positivas, como el físico de los jugadores y la lucha que le ponen a cada pelota (abusando un poco de las faltas) pero en proceso de juego, en ideas y elaboración aún estamos lejos de lo que un equipo con la historia de Alianza tiene que ofrecer. Ya van cuatro fechas y el trabajo de Sanguinetti aún no tiene una nota aprobatoria.

 

Pocas ideas para sumar un punto

Fueron dos tiempos en el partido. En el primero, Juan Aurich sometió a Alianza y fue superior durante 45 minutos en los que el marcador pudo ser un poco más holgado que un 1-0. En la segunda parte, Alianza fue más, pero apeló al corazón que al fútbol bien elaborado y así ¿se puede jugar?

Lo comentamos en el artículo anterior: Hay que tener mucho cuidado con Juan Aurich. El “Ciclón” armó un plantel interesante y decidido a pelear sí o sí por el título nacional a fin de año. Es más, centrémonos del medio para adelante, donde puede hacer daño con tres delanteros que pueden herir a cualquier defensa con el juego con los pies y con el juego de cabeza: Roberto Ovelar, Hernán Rengijo y Germán Pacheco.

Alianza Lima salió así al partido:

mi alineacion

En realidad, los nombres no variaron respecto al partido ante León de Huánuco. Solo ingresó Guillermo Guizasola en lugar de Luis Trujillo en la banda izquierda. El primer tiempo se caracterizó por dos factores: El juego fuerte (principalmente de Molina) y las imprecisiones de Gabriel Costa.

El juego fuerte es un punto que deberíamos agregar en este análisis. Molina vio la amarilla antes de los 10 minutos del partido y eso condiciona el accionar del jugador, más aún si se trata de un volante de primera línea, de aquel que tiene que destruir las jugadas del contrario.

El uruguayo Costa quiso ir de menos a más pero lució ansioso en el partido, demasiado ansioso. ¿Presión? Quizás, porque se supone que debe ser el hombre que administre la pelota en Alianza, que genere las principales ocasiones de riesgo en un plantel que careció de “10” por mucho tiempo.

Si Costa no funciona, es difícil que la pelota llegue a los pies de Aguirre y Guevgeozián. Aurich aprovechó esos momentos imprecisos de Alianza pero no fue contundente. En algunos pasajes del partido, la defensa de Alianza pudo controlar a Ovelar y a Pacheco, pero se le hizo difícil darle caza a los laterales Cuba y Céspedes. Así fluyó el primer tiempo, con un Alianza que sufrió un gol anulado a Walter Ibáñez.

En la segunda parte, el cambio de mentalidad fue notorio. Alianza salió enchufado al gramado de juego y rápidamente se encontró con el gol del empate. Centro de Roberto Guizasola a la cabeza de Mauro Guevgeozián y el uruguayo anticipó a la defensa chiclayana con una “palomita” que hizo imposible el intento de Goyeneche por evitar el gol.

600x-bocon-fotos-81972120140222194135

El empate le dio otro ritmo al partido. Alianza se animó, a la desesperada, pero se terminó animando por empujar más hacia el ataque. Los ingresos de Ponce y Khan le dieron más rapidez e ideas al equipo y merecimos los tres puntos. Pero la falta de definición y un grosero error del árbitro Michael Espinoza, resultaron gravitantes para que Alianza evite sumar una victoria en su primer partido oficial jugando en el estadio “Alejandro Villanueva”.

El empate no es malo porque se sumó ante un rival duro como Juan Aurich, que jugó al estilo que le gusta a Roberto Mosquera y que le dio frutos en el Sporting Cristal campeón del 2012. Por ahora, Sanguinetti tiene que replantear ciertas cosas como por ejemplo la titularidad de Molina y la no inclusión desde el inicio de Paulo Albarracín y del propio Junior Ponce.

Eso si, los árbitros deben poner de su parte y trabajar por el bien del espectáculo. El penal de Céspedes a Ponce fue más que evidente y Espinoza evitó el cobro, creyendo que se trató de una simulación del aliancista para comprar una falta. Aquí faltó la comunicación del juez principal con su asistente, algo primordial para el trámite del partido y las dudas que pueden existir relacionadas a una falta.

La tercera fecha del Torneo del Inca 2014 tendrá a Alianza visitando en Moquegua al San Simón este domingo a la 1:30 de la tarde.

 

A mirar el 2014 con ojos más optimistas

Atrás quedó la irregularidad del 2013, en que empezamos con cierto optimismo pero lo terminamos ‘pidiendo la hora’ y clasificando a la Copa Sudamericana. El 2014 pinta de otro color para Alianza y la victoria ante Universitario en el clásico del Verano invita a hacer la idea de que el equipo peleará de principio a fin por el título de la temporada.

Lo primero que destacar en esta nueva versión del equipo es que hay variantes. El año pasado quedamos cortos y muchas veces, al voltear hacia el banco de suplentes, ni Wilmar Valencia ni Francisco Pizarro encontraron las soluciones para un mejor funcionamiento del equipo.

Hoy, Guillermo Sanguinetti tiene una mixtura de jugadores para elegir y sacar los resultados esperados. Quizás no será un equipo brillante, pero lo que el hincha de Alianza espera es que el club recupere su mística, su estilo y tradición de juego habilidoso, cálido y que genere satisfacción en el simpatizante que va religiosamente a la tribuna.

Lo del viernes en la ‘Noche de la Magia Blanquiazul’ y la victoria sobre los cremas confirman que el hincha nuevamente da su voto de confianza en el equipo, que además de luchar por el título nacional, tendrá que llegar lo más lejos posible en la Copa Sudamericana 2014.

Línea por línea

Debo confesar que las primeras propuestas de equipo titular de Sanguinetti no me resultaron del todo convincentes:

Arco: Se sabe que George Forsyth es el arquero titular pero Manuel Heredia demostró una buena regularidad en la temporada pasada. La lucha por el arco será ardua y los dos tienen varias opciones de ser parte del once inicial en la ‘Copa Inca’. Sanguinetti (y Francisco Pizarro) tienen la palabra final.

Defensa: La propuesta es con Roberto Guizasola, Koichi Aparicio, Walter Ibáñez y Luis Trujillo. Por las bandas, creo que no hay objeción alguna pues ambos son jugadores de la casa. Ibáñez supo ganarse el respeto del hincha y es el capitán del equipo tras la partida de Henry Quinteros. Con Aparicio aún manejo mis dudas y me gustaría que José Canova tenga más minutos en cancha. Una lesión lo apartó del primer equipo la temporada pasada, pero en el 2012 ya había demostrado tener condiciones para formar una buena dupla con el uruguayo.

Volante: Queda claro que Paulo Albarracín y Pablo Míguez deben ser la primera línea de volante, aunque Sanguinetti apostó en estos partidos amistosos por Josimar Atoche en lugar del ‘Cachetón’. Mención especial para Míguez, uno de los que más destacó en la pretemporada y en el clásico demostró que tiene calidad para recuperar pelota y también sumarse poco a poco al ataque. Es ‘el refuerzo’ de la temporada.

Más adelante, Gabriel Costa mostró algunos chispazos aunque aún le falta acomodarse mejor en el terreno de juego. El uruguayo hasta ahora aprueba el examen pero sabe que la competencia por ganarse un lugar será dura, más aún si tienes a un Víctor Cedrón que tiene calidad y habilidad para controlar el medio campo. Si Junior Ponce quiere dejar de ser conocido como un ‘jugador de recambio’ debe ser más protagonista y participativo en el juego y comprometerse con el juego. Ayer empezó bien pero luego fue decayendo con el correr de los minutos.

¿Recambio? Interesante lo aportado hasta ahora por Julio Landauri e Israel Kahn. Más minutos para ambos porque se tratan de jugadores que de verdad, la conocen.

Ataque: Wilmer Aguirre ya tiene la experiencia, pero no la velocidad de años anteriores. Ayer anotó en el clásico pero ahora lo vemos apoyando también en labores defensivas. El ‘Zorrito’ sabe que tiene un clavo que sacarse este año y confiamos que así sera. Como único punta, Mauro Guevgeozián apunta a ser titular, pero detrás del uruguayo están Juan Diego González Vigil y Mauricio Montes. Tres nombres para un solo lugar y que solo Sanguinetti sabrá ordenar.

Ese es el panorama de Alianza para el 2014, un año en el que el título debe ser el principal objetivo. Ya no hay excusas que valgan, los refuerzos están, las inversiones están, la hinchada siempre está. Solo queda esperar que el balón ruede y que el equipo salga siempre a ganar.